Una nueva herramienta para la sementera

​Hoy no vamos a hablar de tractores, cosechadoras, ferias agrícolas,… hablaremos de una herramienta que nos está ahorrando mucho tiempo en nuestras tareas de siembra y que hemos fabricado nosotros mismos a partir de dos palots viejos de madera. Os mostramos el proceso de fabricación.
Todo ​c​omenzó mientras estábamos viendo un vídeo en el canal de YouTube de Landwird.com (os lo recomendamos), en el que se habla sobre la sembradora ​Pöttinger Vitasem 302. Lo que más nos llamó la atención fue la forma de llenar la tolva de dicha sembradora… automáticamente pensamos que eso es lo que necesitábamos nosotros. El fin de semana siguiente, hablábamos con nuestro amigo Julián Martínez (es un auténtico manitas) y nos poníamos manos a la obra para hacer una herramienta parecida. El objetivo era hacerlo de forma sencilla y económica… creemos que lo hemos conseguido.
Tenemos mucha simiente en sacas, por lo que teníamos un problema para llenar la tolva de nuestra sembradora Solá, ya que directamente con la pala del tractor no es posible. El proceso era vaciar el grano de la saca en el suelo, desde ahí cargar el remolque y entonces ya podíamos cargar la sembradora. No disponemos de una nave grande donde poder trabajar cómodamente, por lo que este proceso es un problema para nosotros. Ahora, todo este trabajo lo podemos hacer de forma directa, sencilla y muy muy rápida. ¡¡Espero que os guste!!

English version.

Share on Facebook3Share on Google+0Tweet about this on TwitterShare on LinkedIn0Pin on Pinterest0Email this to someone

13 opiniones en “Una nueva herramienta para la sementera”

    1. Con nuestro tractor y la pala que tenemos, es imposible llegar a la tolva de la sembradora con la saca. Al levantar mucho, la saca casi se mete en los faros del tractor y no te puedes acercar a la sembradora lo suficiente.

      Tal vez con una pala más grande si sería posible.

      Gracias por tu comentario.
      Saludos.

    1. Hola… y muchas gracias por seguir el blog.

      El sinfín es una gran herramienta que también utilizamos, pero en algunos casos no podemos usarlo. Te plantelo el problema que tenemos algunas veces y que este invento nos ha solucionado de forma inmejorable:

      Si tenemos el sinfín instalado en el remolque y este está lleno de cebada, pero queremos sembrar guisantes que están en varias sacas, ¿que hacemos?
      En este caso, nuestro vaciador es la solución perfecta.

      Saludos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *