John Deere 5090 GF… un viticultor robusto

Como ya hicimos con el John Deere 5100 R, el concesionario de John Deere de nuestra zona (Tajada Barrio, S.L.) nos ha prestado otro tractor. En esta ocasión la solicitud vino por nuestra parte ya que teníamos ganas de poder probar el John Deere 5090 GF y así poder compararlo con el John Deere 5100 R, en su versión estrecho, dentro de la viña. Como siempre, el reto se cumplió sin problemas y pudimos tener el tractor a nuestra disposición durante varios días para poder hacer las pruebas que consideramos oportunas.
Nada más ver el tractor, la sensación que trasmite es de robustez. Cuando te subes a la cabina notas una gran amplitud que sin duda alguna es una gran ventaja en estos tractores especialistas los cuales suelen tener cabinas estrechas y donde al pasar muchas horas de trabajo con una cabina amplia siempre es muchísimo más confortable. El capó elevado da una sensación de fortaleza al tractor que en campo se puede comprobar. Como es normal, el capó elevado resta visión desde el puesto de conducción, así que tendrán que llegar a un compromiso en ese aspecto en versiones futuras. La suavidad del tractor es bastante relevante, tanto en la viña como en carretera o en maniobras en el almacén.
Otro punto que nos resultó un poco extraño fue el sistema de subir el elevador trasero mediante una ruleta que acciona un cable. La ruleta cuando se llena de polvo o tierra no va lo suave que le gustaría al agricultor. Este problema, en la versión con elevador electrónico no existe. Aun así el tractor es de categoría. En nuestro pueblo hay un John Deere 5090 GF y el dueño está muy contento. También lo hemos podido comprobar hablando con un agricultor de un pueblo vecino (Sisante) en Demoagro 2019, el cual también nos confirmó que el tractor trabaja realmente bien.
Las principales características del John Deere 5090 GF son las siguientes:
  • Motor FPT de 4 cilindros y 3.4 litros Fase IIIB Sólo diesel.
  • Potencia nominal: 91 CV.
  • Par máximo de 366 Nm a 1.500 r.p.m (reserva de par de 31%).
  • Depósito de combustible de 73 litros.
  • Caja de cambios PowrReverser de 24×12.
  • Velocidad máxima de 40 km/h.
  • 2 velocidades de TDF (540 y 540E).
  • Bomba hidráulica de 126 l/min (centro abierto).
  • Batalla:  2.148 mm.
  • Radio de giro de 3.38m.
  • Despeje (min-max): 243-330mm.
  • Anchura total (min-max): 1.303-1.951mm.
  • Peso total: 3.035kg.
  • Peso máximo autorizado: 4.400kg.
Y como un tractor sin su apero serviría para muy pocas cosas, para hacer nuestras pruebas de campo utilizamos un cultivador de viña del fabricante FerroPro, S.L. Esta empresa está ubicada en El Provencio (Cuenca) y están muy especializados en aperos vitivinícolas, haciendo una fabricación a medida según las necesidades de cada cliente. Además son distribuidores de los aperos General Agrícola. El apero utiliza es un cultivador de 10 brazos (40x30mm) y dos intercepas hidráulicos… ¡un apero ideal para la viña!

English version.


¡¡Metemos cribas y accionamos el corte!! Comienzan los días de cosecha

La campaña de recolección de cereales, leguminosas y forraje ya ha comenzado por nuestra zona tal y como podéis ver en nuestro vídeo y fotos. Este año, las expectativas iniciales eran bastante preocupantes ya que llevamos un año muy seco, pero una vez que las cosechadoras han empezado a trabajar, los resultados no son del todo malos y estaremos entorno a la media (para parcelas de secano, unos 3.000 kg/ha de cebada por ejemplo).
Las lluvias que tuvimos a finales de marzo (unos 30mm) sin duda alguna han salvado la cosecha. Después de esto, durante Semana Santa, tuvimos unos 100mm que han sido unas reservas fantásticas hasta hoy, ya que no ha llovido desde entonces. Esperemos que para las leguminosas también sea suficiente estas aguas, pero aún es pronto para saberlo ya que no hemos cosechado nada todavía.
En el vídeo podéis ver una antigua Claas Dominator 98 que lleva un corte bastante especial. La cosechadora, usando ese corte, se convierte en una segadora de forraje. El corte va partido y la “garganta” de la máquina está vacía, por lo que toda la mies cae al suelo justo después de ser segada, creando un caballón que pasa por debajo de la máquina. Por nuestra zona que no es muy común el forraje y mucho menos tener una segadora en la explotación agrícola, por lo que es una alternativa ideal para los ganaderos que cultivan algo de forraje.

English version.


Demoagro 2019

Demoagro, sin duda alguna, es el paraíso para los amantes de la maquinaria, agricultores que quieren probar y probar maquinaria antes de comprar, agricultores que quieren tener un contacto más allá de su concesionario… no se puede pedir más. En esta 4º edición de Demoagro (podéis ver las ediciones anteriores en estos enlaces: 2017, 2015 y 2013), unas 22.000 personas pudieron ver y disfrutar, durante los tres días que dura de la feria, de las más de 800 máquinas de un centenar de firmas internacionales y españolas gracias a los 53 expositores que allí estaban.
La organización y distribución de la feria estaba genial, en esta ocasión la feria contaba con un solo anillo que la hacía mucho más accesible para poder visitar a todos los expositores. Había menos terreno que en ediciones anteriores, pero pensamos que este era suficiente. La maquinaria especializada de la sección de demorecolección se encontraba en la parte exterior del anillo que conformaba la feria. En la parte interna del anillo se encontraban las zonas para las demostraciones comunes y había una zona intermedia dedicada a la zona de demosuelo. Sin duda alguna, esta era una muy buena distribución de la feria.
En cuanto a la maquinaria expuesta, se sigues con la tónica de pasadas ediciones donde todos los fabricantes aprovechan para mostrar toda su potencia. Posiblemente demasiada maquinaria grande (y cara) para la pobre agricultura que en general tenemos en nuestro país… creo que casi no vimos ninguna maquinaria que pueda ser útil en nuestra explotación agrícola. Mención especial también para los tractores del grupo Argo. Se notaba que era su primer año y querían hacer ruido… desde primera hora de la feria estaban todos los tractores en movimiento… no como en otras parcelas donde se respiraba un ambiente bastante pasivo.
Otra de las cosas que nos encantó fueron las demostraciones comunes, bueno, especialmente la de demosuelo que fue la única que pudimos ver. Se podía apreciar como trabajaba cada apero y cada tractor e incluso se podía sentir la competitividad entre los fabricantes… fue muy bonito. Tal vez para futuras ediciones, se debería potenciar más este tipo de acciones poniendo reglas más claras, para que todos los tractores sean de similar potencia y todos los aperos sean de similares características. Con esta premisa, podríamos comparar qué apero y tractor trabajan mejor ya que el terreno está preparado para la prueba, cosa que no es así en las diferentes parcelas de los expositores debido a que una vez que ha pasado el apero varias veces, el suelo ya no es el ideal para verlo trabajar (por ejemplo, en la parcela de JCB Fastrac, no tiene sentido ver una grada rápida Pöttinger trabajar donde la tierra está completamente molida y además se trabaja a unos 5km/h). Por tanto, por favor, os animamos a potenciar más las demostraciones comunes pero con reglas más ajustadas para que se pueda ver un espectáculo justo entre fabricantes. De igual forma se podría aplicar a demostraciones de empacado con rotoempacadora y grandes empacadoras, siembra directa y convencional, aperos de mínimo laboreo, tareas de desfonde, tareas con segadoras, hileradores, encintadoras, manipulación de pacas, etc.
Pero como suele ser habitual, es muy difícil que todo sea ideal. Y con esto, tuvimos  la sensación de que la feria no termina de establecerse con un éxito rotundo. Nosotros tuvimos el placer de disfrutar del segundo y tercer día de la edición. El segundo día por la mañana, la feria contaba con un buen número de visitantes pero por la tarde se quedó todo parado y el segundo día ocurrió algo similar. Tal vez la zona pobre de restaurantes y establecimientos hosteleros influye mucho debido a que la gente se va a comer y le cuesta volver. Por otro lado, creemos que el espíritu de Demoagro es ver las máquinas en movimiento y algunos expositores tenían mucha maquinaria parada en la exposición… para eso ya iremos a FIMA. Así que tal vez si se eliminase gran parte de la maquinaria en estático y ese dinero se invirtiese en “jamón”, las parcelas de los expositores no se quedarían vacías y la gente estaría mucho más atraída para quedarse viendo maquinaria trabajando. Esto es simplemente una humilde opinión por si puede ayudar en algo a la organización.
Por último, no podemos cerrar este artículo sin dar las gracias a todos los expositores porque todos tenían muchísimas ganas de resolver cualquier duda, la atención fue exquisita y todos tenían como objetivo hacer una feria de lo más atractiva para los visitantes. ¡Una feria absolutamente recomendable!

Deutz-Fahr
Vídeos:
Ovlac
Vídeo:
John Deere
Farming Agrícola
Arbos
Vídeos:
Case IH
Vídeos:
Durán Maquinaria
Claas
Vídeo:
Gascón International
McCormick

Expovicaman 2019

La pasada semana visitamos la feria Expovicaman en Albacete. Es una feria de carácter regional. Sin embargo, está bastante bien ya que tiene una gran variedad de maquinaria. La gran mayoría de concesionarios y fabricantes de la zona están exponiendo sus novedades.
En esta ocasión nos sorprendió la feria gratamente ya que pensamos que ha sido una de las mejores ediciones de los últimos años. Felicitamos a los organizadores porque pasamos un día realmente divertido. Siempre es agradable visitar las ferias ya que es un buen punto de encuentro con los fabricantes e importadores de maquinaria que en muchos casos son buenos amigos.
Os dejamos las fotos que pudimos hacer. Esperamos que os gusten y os animamos a que visitéis la feria en su próxima edición en el año 2021.

English version.