Una buena herramienta para el tratamiento del olivar

 Siempre se ha dicho que para trabajar es necesario disponer de buena herramienta para así poder trabajar más cómodamente y sobre todo más eficientemente. Esta afirmación nos viene como anillo al dedo en esta ocasión ya que las dos máquinas (tractor y atomizador) utilizadas son realmente algunas de las mejores máquinas con las que podemos trabajar en nuestro olivar. 

Con el tratamiento realizado hace unas semanas a los olivos que aún no están en producción terminamos las tareas de cuidado por esta campaña… ahora tendremos que esperar a que pasen los fríos para que de nuevo en el próximo mes de marzo comencemos con tareas de poda de formación y vuelta a empezar… como podéis ver en las fotos y vídeo, los olivos están preciosos. Para los olivos que están en producción, realizaremos otro tratamiento después de la recolección en el mes de diciembre. El tratamiento de otoño que hemos hecho está basado básicamente en cobre, que ayudará a la planta a superar mejor los meses invernales. También proporcionamos abono y aminoácidos para aprovechar las últimas semanas de crecimiento de esta campaña. 

Respecto al atomizador John Deere M120, como podéis ver en el vídeo, es una máquina muy robusta que realmente trabaja muy “fino”. El tratamiento se hace rápidamente. Si después evaluamos las hojas del olivo, se nota bastante bien el tratamiento realizado. Esta es una de las pruebas básicas que se puede realizar para ver si el tratamiento ha sido aplicado correctamente. Podríamos asemejarla a la famosa “prueba del algodón” (como decía un viejo anuncio televisivo). Una de las pegas que podemos sacarle a este tipo de máquinas donde la regulación de la dosis no es automática, es que para realizar dicha regulación se necesita experiencia ya que no es sencillo. Nosotros tuvimos que hacer varias pruebas antes de hacer el tratamiento… es cuestión de conocer la máquina y tener un poco de tiempo inicialmente.  

Las principales características del atomizador podrían ser las siguientes: 

  • Bomba de hasta 160 l/min y presión de hasta 50 bar. 
  • Depósito de polietileno de 2.000 litros con dos agitadores. 
  • Grupo neumático: 800 mm y 900 mm. 
  • Regulador neumático: Fijo (se puede instalar paquete inteligente iS1.0 e iS1.1). 
  • Varios sistemas de control: control sincronizado manual Hidromatic, control por 2 canales y presión con regulación eléctrica y opcionalmente utilización de una tablet WiFi. 
  • Diferentes opciones de deflectores (viña, anti-deriva, frutales, etc). 
  • Ventilador con diseño eficiente (muy silenciosos) que produce un volumen de aire hasta 81.300 m3/h con una necesidad de solo 38 CV de potencia. 

El crecimiento de los olivos va a muy buen ritmo (no les falta de nada… es más, casi que diríamos que son tratados como deportistas de élite), así que estamos deseando mostraros las próximas tareas. 

English version.


Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *